Stripe

Es la plataforma internacional por defecto para recibir pagos con tarjeta e integrarla en tu ecommerce si no tienes TPV virtual, y funciona de forma similar a Paypal. Es muy fácil e intuitiva para el cliente. Su comisión es del 1,4%+0,25€ si el cliente es de Europa.