Introducción

La animación del punto de venta suele estar ligada a determinados periodos, como pueden ser aniversarios, festividades, fechas clave, etc. No obstante, actualmente, con el reto que tiene el retail físico ante el aumento del comercio electrónico, animar el punto de venta es algo que los comercios deberían hacer de forma continua, a lo largo de todo el año.  

Y es que, mientras los consumidores se están volviendo cada vez más digitales, las tiendas se deben convertir en espacios ‘experienciales’. Esto es, espacios dinámicos y atractivos, que generen sorpresa y llamen la atención de esos consumidores.